lunes, 14 de enero de 2008

que te vaya bien.-

Estos días han sido de una constante reflexión, de una despedida y una aceptación que necesita de tiempo... tu ya no estarás conmigo.
Tus oportunidades te llevarán a la fría Europa, lejos de mí. Pero hay cosas que valen de la comprensión y el apoyo, como el que quiero darte hoy mas que nunca. Es mejor que terminemos, que cada uno dé lo mejor de sí en sus propios proyectos y no sufra de penas a la distancia, al fin y al cabo yo también comienzo un nuevo desafío: la universidad, la carrera mas decisiva en este momento... y estar tranquila y despejada es algo que también necesito yo.
Sabemos lo importante y significativo que ha sido este año juntos, no se necesita muchos rodeos al respecto... no sé que pasará con nuestro amor, no sé que sucederá después de siete meses sin vernos, no sé si continuaremos juntos o no, lo que tengo claro es que te aprovecharé todo lo que pueda antes de que partas... de pasar los fines de semanas (como éste) viendo tele tirados en un colchón abrazados, atacándote a besitos, viendo la luna con la frescura de la noche, cocinando mientras me tomas por la cintura... diciéndonos cuánto nos queremos.
Nunca acabaré de agradecerte todo lo que he aprendido contigo, las alegrías que hemos vivido, las risas, las lágrimas que me has guardado, los concejos... todo, ojalá nuestros caminos no se separen...


Tuya, Paloma

1 comentario:

Kuko ElektroGott dijo...

Alles Gute, Fraulein Palomar.